El presidente de la Federación Bajío Norte de la Coparmex Nacional, Jaime Chalita Zarur, advirtió que la crisis económica causada por el covid-19, dejará en México una tasa de desocupación del 7.5 por ciento, es decir, más del doble del año pasado que fue del 3.6 por ciento. “Para el 2021, la tasa de recuperación será mínima, pues se pronostica sea del 5.9 por ciento, y si seguimos así, con esfuerzos aislados y no hay una unificación de trabajo entre el sector público, el productivo, y el sector obrero, no habrá crecimiento significativo”, puntualizó. El dirigente empresarial precisó que la mayoría de los países implementan medidas agresivas para contener y conservar empleos, como es el apoyo a los ingresos de los trabajadores, planes de retención laboral y equilibrio entre apoyo continuo y el fomento de la actividad empresarial. “El gobierno federal sigue ignorando hasta el momento las propuestas del sector empresarial, como los remedios solidarios de Coparmex”, lamentó Jaime Chalita Zarur.

El presidente de la Federación Bajío Norte de la Coparmex Nacional dijo que lamentablemente durante abril y mayo, el país también sufrió la peor caída en cuanto a horas trabajadas, lo que repercute en la pérdida de empleos. “Además de que se pierden fuentes de empleo, hará que crezca la informalidad, pero también la criminalidad, lo cual es un problema social, que nos confrontan aún más, de lo que ya vivimos en una sociedad polarizada”, sentenció el empresario potosino.